Cómo aislar térmicamente una vivienda por el interior (I): Añadiendo un aislante térmico

Hola! Con este artículo inicio una serie relacionada con cómo realizar un buen aislamiento de viviendas, eficiente, sano y ecológico. Más allá de la elección del material adecuado… hay tema.

¿Habéis estado en alguna vivienda de reciente construcción? es decir ¿Qué cumpla la normativa española de construcción actual, el CTE?

El uso de materiales de aislamiento térmico en los edificios es relativamente reciente y aunque nos queda mucho que mejorar a nivel de normativa (y más si queremos llegar a la cúspide: los edificios nZEB) se puede apreciar de manera muy clara, es decir por nuestras mismas sensaciones físicas, la diferencia, a nivel de bienestar térmico/temperatura interior en las viviendas para un determinado consumo de energía de calefacción/refrigeración, si estas están construidas según los parámetros actuales de nuestro país (es decir, según la norma CTE) o no. Entre otras cosas, esta normativa, ha ido aumentando su exigencia de espesores de aislamiento térmico a lo largo del tiempo (las primeras normas de construcción, las MV, que arrancaron en el año 1957, todavía no hacían referencia al uso del aislamiento, por lo que ni siquiera se utilizaba).

Si vas a reformar tu vivienda… no lo dudes… merece la pena aislarla mejor si:

  • Quieres reducir el consumo de calefacción/refrigeración
  • Quieres mejorar la sensación de bienestar térmico en tu hogar
  • Quieres evitar la aparición de condensaciones, humedades y mohos en tu casa
  • Quieres contribuir a un uso responsable de la energía

Pero como os decía, no sólo es utilizar un material aislante térmico para la envolvente (paredes, cubierta, solera) y listo, hay otros factores que hay que tener en cuenta, que si no lo hacemos ya podemos escoger el mejor material del mundo que no nos servirá de nada, y eso es de lo que quiero hablaros específicamente en esta serie de articulos, para que sepamos hacerlo bien-bien!

Lo que hemos de tener en cuenta cuando queremos mejorar el aislamiento térmico de nuestra vivienda es:

  • Reducir los puentes térmicos*
  • Reducir las filtraciones de aire
  • Instalar correctamente las ventanas (y que estas cuenten con marcos y vidrios aislantes)
  • Instalar correctamente el material de aislamiento de paredes (también suelos y techos si fuera el caso)

aislamiento pared corcho

¿QUÉ MATERIAL AISLANTE TÉRMICO ELEGIR?

Un aislante térmico es lo contrario a un material conductor térmico, es decir, que frena el intercambio térmico entre dos espacios, en el caso de los edificios sería que frena el intercambio térmico entre el interior y la calle (o incluso entre el interior y la escalera común, local de planta baja, azotea…). Así, si dentro está calentito pues el calor se nos escapará pero menos; menos que si en las paredes no hubiese aislante térmico.

¿Cuales son los aislantes térmicos más sostenibles que podemos encontrarnos?

IDEA! Materiales de origen natural, renovables y de producción local.

Entre ellos podemos encontrar:

Corcho (viruta, en plancha) — Lana de oveja (a granel, en manta) — Celulosa (a granel, insuflada, proyectada, en planchas) — Fibra de cáñamo (a granel, fieltro, en manta) — Fibras de madera (a granel, paneles blandos, paneles duros) — Fibra de coco (en manta, en placas) — Algodón (en manta, en paneles) — Lino (en manta) — Cáscaras de cereales (arroz, trigo, avena…) — Paja (a granel, fardos) 

Teneis una comparativa que recoge muchos de ellos aquí, más completa en el nº30 de la revista en papel.

Para que un material sea considerado aislante térmico tiene que cumplir ciertas condiciones físicas que se resumen en un valor denominado Coeficiente de Conductividad Térmica, se considera aislante térmico a todo material cuyo CCT (λ) < 0,08 W/m·°C.

En el caso de los coeficientes de los materiales que os indico más arriba todos cumplen esta condición, estando sus valores entre 0,035 y 0,049.

Ahora que ya sabemos que materiales usar os voy a indicar como usarlos pues no todo vale.

¿CÓMO INSTALAR EL AISLAMIENTO POR EL INTERIOR?

Os voy a contar el ejemplo del trabajo que estamos realizando actualmente (marzo 2019), es una vivienda de un piso intermedio en un bloque de edificios (es decir, hay vecinas arriba y abajo) con fachada al norte y al sur (vecinas y zonas comunes en este y oeste). La finca es de los años 50-60, está en un barrio al sur de Madrid, sus fachadas son de ladrillo macizo, de unos 25 cm. de grueso, es decir, sin aislamiento térmico.

Nosotras como material de aislamiento hemos elegido paneles de corcho (cumple los criterios de origen natural, renovable y de producción local) y ahora viene el detalle de ¿Cómo colocarlo para evitar puentes térmicos*?

IDEA! El aislamiento tiene que ser continuo, sin interrupciones en toda su superficie y solapandose en suelo y techo al menos 1 m.

Tal que así:

puentes termicos suelo techo

Esta es la situación ideal, pero nos hace lidiar con que:

¿Cómo hacemos para evitar instalaciones empotradas en esas paredes (para no tener que hacer rozas para meter tuberías que interferirían con el aislamiento)? Necesitamos poner enchufes y tuberías para radiadores…

¿Cómo hacemos para poner aislamiento en el suelo y en el techo en al menos 1 m.? ¿Tendríamos escalones en suelo y techo a la distancia de 1 m de la pared de fachada?

Nuestra propuesta en este caso ha sido:

Colocar dos capas de aislamiento de 3 cm, la más externa (pegada a la pared) es continua y en la interna se realizan los pasos de instalaciones, esto en paredes y techo. El llevar dos capas también nos da la ventaja de solapar las juntas de las planchas de aislamiento de una capa y otra. Haber diseñado las intalaciones para que sean las mínimas posible en esas paredes, por un lado tenemos las eléctricas diseñadas de tal forma que sólo necesitamos colocar mecanismos y por otro las de calefacción por lo que necesitamos pasar tubos para alimentar a radiadores.

En el suelo, el aislamiento será sólo de 3 cm (para que nos quepa en el espacio entre rastreles, por que el pavimento va a ser de tarima de madera de castaño de 22 mm. sobre rastreles; la madera también se considera un material aislante térmico.)

En el techo, sí, habrá un escalón, un cambio de nivel de unos 7 cm., a un metro de la fachada, que aprovecharemos decorativamente.

Cada caso será diferente y habrá que valorar como lograr ese objetivo de dar continuidad al aislamiento… este es uno de los detalles de la colocación que marca la diferencia entre instalar un aislante y aislar bien térmicamente una vivienda.

 

GLOSARIO:

*Puente térmico: Es una zona de la envolvente (paredes, suelos, techo) de nuestra vivienda por la que se nos escapa el calor hacia fuera, ya sea el exterior u otros espacios contiguos menos calefactados. Como se escaparía el agua de un cubo con un agujero (= puente térmico). También se da en caso inverso en verano, es decir que el calor del exterior entraría en la casa. En realidad es que se cumple la teoría de vasos comunicantes… cuando entran en contacto dos ambientes con distinta temperatura esta tiende a “equilibrarse” es decir, a que las temperaturas de un ambiente y otro se igualen, y claro, nunca podremos llegar a calentar la calle con nuestra calefacción… con lo que el calor interior se nos estará escapando continuamente.

 

PS: Añadir que un aislamiento por el exterior sería lo mejor, por un lado por que puede ser continuo en toda la fachada y por otro lado por que dejamos la masa térmica en el interior lo que mejorará la inercia térmica del edificio… pero si esperamos a que todas las vecinas de la Comunidad se pongan de acuerdo en hacer esa inversión pues… no se cuando haríamos la mejora… así que de momento vamos resolviendo nuestro caso y si luego se hace el SATE pues mejor que mejor 🙂

 

 

Anuncios

Bóveda tabicada

Bóveda tabicada

DESCUBRIENDO LAS BÓVEDAS TABICADAS….

[tiempo de lectura: 1 y 1/2 min.]

En la Ermita de San José de Chiloeches, a pocos kilómetros de Guadalajara se está ejecutando esta bóveda. El piso inferior de la Ermita será una sala de usos múltiples y en el piso superior, es decir, sobre la bóveda, habrá oficinas y salas de reuniones. La bóveda cumple la misma función que la de un forjado convencional de hormigón armado pero con muchas ventajas sobre este…

LOS MATERIALES:

Se utilizan materiales económicos (ladrillo, yeso, cal, cemento blanco, arena y agua) cuya producción es de menor impacto ambiental que la de los materiales utilizados comunmente para la realización de forjados. Son materiales transpirables y con alta inercia térmica, son materiales densos y están colocados en capas lo que es beneficioso para prevenir la trasmisión de ruido aéreo proveniente de la planta superior. Además, los senos de la bóveda pueden rellenarse con material aislante tanto térmico como acústico.

LOS MEDIOS AUXILIARES:

Se reducen a un andamio y una estructura-guía, lo que también resulta muy económico. No es necesaria una cimbra ni un encofrado como sucede con otro tipo de bóvedas y con los forjados de hormigón, lo que encarece su precio.

LA EJECUCIÓN:

Se necesita tener maña para que el acabado sea fino, pero es sencillo aprender la técnica. Los materiales se manejan a mano… ladrillo, masa y paleta.

USOS:

Sirven como forjado, techo y cubierta y se han utilizado ampliamente en vivienda, además de en edificios religiosos, palacios, edificios industriales, etc…  hasta la llegada de las viguetas de hormigón y la publicación en 1940 de la norma “Sistemas especiales de Forjados para la Edificación”.

Sucede que para este tipo de bóvedas todavía no se ha desarrollado una normativa… y estamos en 2014? ¿Por qué? Respondeos vosotras mismas…

Aquí os dejo los apuntes que he tomado durante el taller que explican ampliamente las caracteristicas y la ejecución de estas bóvedas y también contienen una colección de fotos…. 2014_Apuntes Taller Boveda Tabicada en Chiloeches

Agradecer a Julio J. Palomino, Manuel Fortea, a la empresa constructora RUPIROS S.L. y al párroco y vecinos de Chiloeches la posibilidad de asistir a este taller.

Documentación relevante:

*ANÁLISIS COMPARATIVO EN BASE A LA SOSTENIBILIDAD AMBIENTAL ENTRE BÓVEDAS DE ALBAÑILERÍA Y ESTRUCTURAS DE HORMIGÓN. Justo García Sanz, Manuel Fortea Luna, Antonio Reyes Rodriguez. http://www.ricuc.cl/index.php/ric/article/view/403